Ensalada de verduras con patata y gambas

Hoy vamos a preparar un plato rico en almidón resistente, muy beneficioso para nuestra microbiota. Ensalada de verduras con patata y gambas.

¿Comocéis los beneficios del almidón resistente? esta es la típica ensalada de verdura y pasta pero en este caso, sustituimos la pasta por patata.

El verano es la temporada perfecta para disfrutar de comidas frescas y ligeras. Con el calor, nuestro cuerpo pide alimentos que nos hidraten y nos llenen de energía sin dejarnos una sensación pesada.

Las ensaladas de verano son la opción ideal para alimentarnos, combinando colores vibrantes, texturas variadas y sabores intensos que celebran la riqueza de las frutas y verduras de temporada.

En verano, es esencial mantenernos hidratados, y muchas ensaladas están compuestas por ingredientes con alto contenido de agua como pepinos, tomates y sandía, que nos ayudan a mantenernos frescos y bien hidratados.

Las ensaladas de verano suelen combinarse con frutas y verduras frescas, proporcionando una gran cantidad de vitaminas, minerales y antioxidantes, esenciales para protegernos contra los radicales libres, esos compuestos inestables que pueden dañar nuestras células y contribuir al envejecimiento prematuro y a diversas enfermedades

Los nutrientes de las frutas y verduras frescas, refuerzan nuestro sistema inmunológico y mejoran nuestra salud general.

Las opciones son infinitas. Puedes combinar una gran variedad de ingredientes según tus preferencias y lo que tengas disponible. Además, son perfectas para llevar a un picnic, una barbacoa o simplemente disfrutar en casa, el blog disponéis de diferentes recetas fresquitas.

Ensalada de verduras con patata y gambas

Para poder ver esta receta,
puedes iniciar sesión o suscribirte por 15€ al año

Ingredientes clave para ensaladas de verano


Frutas: Agregar frutas como fresas, mangos, arándanos, melocotones o sandía puede dar un toque dulce y refrescante a tus ensaladas.
Verduras: Los clásicos como lechuga, espinaca, rúcula, pepino, zanahoria y tomate siempre son bienvenidos, pero no dudes en experimentar con remolacha, col rizada o incluso maíz asado.
Proteínas: Para hacer la ensalada más completa y saciante, añade fuentes de proteína como pollo o pavo a la parrilla, bonito, sardinillas, tofu, garbanzos o frutos secos y semillas.
Aderezos: Opta por aderezos ligeros y cítricos como vinagreta de limón, aderezo de yogur o simplemente un chorrito de aceite de oliva virgen extra con un poco de sal y pimienta. Tienes estas ideas de salsas, para inspirarte.

¡Hasta pronto!